“Regreso a la luna”, conferencia a cargo de Luis Ruiz de Gopegui

12 noviembre 2013

Seccion-de-Ciencia-y-Tecnologia_Ateneo_MadridEl próximo viernes día 22 de noviembre de 2013, a las 19 horas, tendrá lugar en el Ateneo de Madrid (Calle Prado 21) la conferencia titulada “Regreso a la Luna” impartida por Don Luis Ruiz de Gopegui, en la sala Nueva Estafeta.

Últimamente, la NASA viene dando muestras de un gran desconcierto en todo lo referente a su Programa de Vuelos Tripulados, que se ha hecho más aparente con la cancelación, en 2010, de su Programa de Regreso a la Luna, en el que se habían invertido muchos millones de dólares.

Se analizarán las posibles alternativas que se están barajando en estos momentos, como el Viaje Tripulado a Marte y algunas otras. Según Don Luis, el programa más prometedor sería el Regreso a la Luna para construir una “Base Científica Permanente” en ella. La Luna constituye el mejor lugar para realizar investigación científica astronómica avanzada. Se detallarán las ventajas de la Luna para este tipo de investigaciones. Se describe cómo se podría construir esa Base y se enumeraran otras posibles aplicaciones de la misma.

Durante la charla se proyectaran 30 diapositivas. Se terminará con un turno de preguntas.

 Así que ya sabéis, ¡no os perdáis esta magnífica oportunidad!

Como siempre, Don Luis nos ha dado permiso para publicar el texto de la conferencia, en este blog, el día siguiente. Todo un honor que agradecemos a Don Luis una vez más.

La entrada es libre.

ACTUALIZACIÓN: Con permiso de Don Luis, ponemos a vuestra disposición, en el siguiente enlace, el texto íntegro de la conferencia en pdf: _REGRESO A LA LUNA (con diapositivas) – Ateneo de Madrid – 22 Noviembre 2013 – Luis Ruiz de Gopegui

ANOTACIONES RELACIONADAS:
Bookmark and Share

El amanecer de la Tierra en el Apolo 8 reconstruido

25 abril 2012

NASA | LRO Brings “Earthrise” to Everyone (YouTube, 55 sg).

El 24 de diciembre de 1968, el Comandante de la misión Apolo 8, Frank Borman, y los otros dos miembros de la tripulación William A. Anders y James A. Lovell, Jr. se convirtieron en los primeros seres humanos en ver y fotografiar la Tierra elevándose sobre la Luna.

Ahora, el resto de nosotros, podemos imaginarnos lo que fue aquel momento gracias a una reconstrucción en video realizada por NASA y que está basada en los datos recogidos de la superficie lunar por el Lunar Reconnaissance Orbiter (LRO).

Apolo 8 :: Amanecer terrestre (1968)

La narración que hay en el video viene de la grabación original de audio de los astronautas del Apolo 8. El tiempo de vuelo ha sido comprimido para obtener el efecto que se puede observar. Además, la Tierra que aparece no es una duplicación exacta de lo que los astronautas vieron sino un mosaico de imágenes recientes tomadas por satélites de observación terrestre.

Esperamos que la disfrutéis y es que, según ha declarado Rich Vondrak, científico del proyecto LRO, lo que se ha pretendido con esta reconstrucción es “recrear, para todo el mundo, la maravillosa experiencia de ver la Tierra desde ese punto de vista privilegiado.“.

Nota: el video permite poner subtítulos en inglés.

(Pista: elmundo.es).

ANOTACIONES RELACIONADAS:

//


La Astrofilatelia, por Antoni Rigo

23 enero 2012

Tuve la inmensa suerte de conocer recientemente a Antoni Rigo en el Centro de Visitantes del MDSCC de Robledo de Chavela con motivo de la exposición de una maravillosa y única colección de Astrofilatelia en el Mundo sobre la exploración del planeta Marte, aprovechando el lanzamiento de la Curiosity, hecho que ya avisamos en este blog.

Toni Rigo es un gran aficionado a la Astrofilatelia, además de ser el Presidente de la Comisión de Astrofilatelia de FESOFI, y, como decíamos antes, posee una impresionante colección de sobres relacionados con la historia de la astronáutica y de la exploración espacial.

Hablando con él, le propuse que escribiera para este blog un artículo contando lo que es la Astrofilatelia con el fin de divulgar esta interesante afición, que no consiste, precisamente, en coleccionar sellos sino más bien sobres. Toni aceptó gustoso el ofrecimiento, lo cual le agradezco una vez más. Sin más pasamos a publicar lo que Toni me mandó:

La Astrofilatelia es una clase de filatelia diferente a las demás (Historia Postal, Filatelia Temática, Aerofilatelia…) que se caracteriza por estructurarse sobre aspectos históricos, técnicos y científicos relacionados con la investigación espacial y los programas espaciales mediante el uso de sobres y tarjetas cancelados en el lugar concreto en que los acontecimientos espaciales ocurrieron, y en la fecha exacta en que estos  sucedieron.

La Astrofilatelia recoge pues en los matasellos de los sobres y las cartas, fechas precisas y lugares determinados en los cuales sucedió cualesquiera acontecimiento espacial relevante, ya sea el lanzamiento de un cohete o nave espacial, su entrada en órbita, su acoplamiento, su regreso a tierra, etc para los vuelos tripulados, así como, el lanzamiento de un satélite o sonda interplanetaria, su entrada en órbita planetaria, su descenso, etc para los vuelos no tripulados.

La Astrofilatelia sería pues, en palabras sencillas, una especie de testimonio postal fidedigno de los acontecimientos espaciales a los cuales se refiere. Lo importante en Astrofilatelia es el dónde y el cuándo (que se expresa en el matasellado) más que en el sello en sí o en la ilustración del sobre/tarjeta, aspectos estos secundarios.

Para comprender mejor cómo funciona la Astrofilatelia a continuación se analizan unos cuantos ejemplos a través de los cuales se pone de manifiesto la importancia de los acontecimientos espaciales y su correspondiente reflejo filatélico.

El 20 de julio de 1969 se produce el histórico alunizaje de los astronautas del Apolo XI. ¿Cómo se refleja este hecho en la Astrofilatelia?

20.07.1969 Houston (centro principal de control de la misión).

Fecha exacta y lugar correcto, ya que los astronautas estaban en contacto con Houston.

El 27 de Enero de 1967 tres astronautas del programa Apolo 1 fallecen mientras realizan diferentes pruebas en el interior de su cápsula.

28.01.1697 Cabo Cañaveral.

Lugar correcto. La fecha es la del siguiente día hábil dado que, cuando sucede la tragedia, a las 6:31 de la tarde, la oficina postal de Cabo Cañaveral se encuentra ya cerrada.

El 12 de febrero de 1997 la nave Soyuz TM-25 se acopla a la estación espacial MIR con los cosmonautas Tsibliyev y Laztukin, y el alemán Ewald. A bordo de la estación les esperan los rusos Korzun y Kaleri y el americano Linenger. El 2 de marzo se desacopla la Soyuz TM-24 a bordo de la cual regresan a casa Korzun, Kaleri y Ewald.

12.02.97 y 02.03.97 Matasellos con las fechas de acoplamiento de la Soyuz TM-25 y desacoplamiento de la Soyuz TM-24.

Marcas adicionales propias de la estación espacial MIR. Firma de los seis tripulantes. Carta cósmica (=volada al espacio).

El 15 de octubre de 2003 se lanza el cohete Larga Marcha 2 desde el JSLC (Jiuquan Space Launch Center) en la misión Shenzhou-5 a bordo del cual viaja el primer astronauta chino (taikonauta como ellos le llaman) Liwei Yang.

15.10.03 Jiuquan. Fecha exacta y lugar concreto del lanzamiento de la misión tripulada Shenzhou-5.

Matasellos ilustrado, especial para la ocasión, en carta circulada desde Jiuquan (provincia de Gansu), cuyo código postal es 732750.

Estos son sólo unos ejemplos, quizá de los más llamativos, de la inmensa diversidad de acontecimientos astronáuticas recogidos por la Astrofilatelia.“.

Antoni RIGO – Presidente de la Comisión de Astrofilatelia de FESOFI.

ANOTACIONES RELACIONADAS:
Bookmark and Share

Estaciones de la NASA cerca de Madrid: 45 años de historia (1963-2008)

16 enero 2012

Estaciones de la NASA cerca de Madrid: 45 años de historia (1963-2008). Por José Manuel Urech Ribera. Edita INTA. 2011. 196 páginas. ISBN: 9788493005672. Calificación 5 estrellas de 5.

Este libro contempla la participación del INTA en el desarrollo y evolución de las Estaciones de la NASA en las cercanías de Madrid (Robledo de Chavela, Fresnedillas, Cebreros), desde sus primeros tiempos, casi al comienzo de la Era Espacial, y que permitió a muchos españoles el privilegio de colaborar directamente en la gran aventura de la segunda mitad del siglo XX: la exploración espacial de nuestro sistema solar.

La obra no pretende cubrir en detalle la multitud de interesantísimas misiones espaciales de la NASA, pues esa información está exhaustivamente tratada en infinidad de publicaciones de la agencia norteamericana, y disponibles para el público en general. Lo que se intenta es presentar la poco conocida historia de estas estaciones españolas, íntimamente ligadas a todas esas misiones espaciales, pero poniendo el énfasis en la participación personal de muchos protagonistas.

Comienza con una serie de antecedentes y a continuación relata el desarrollo prodigioso en la década de los años 60, con acontecimientos históricos como la primera aproximación al planeta Marte en 1965 y culminando en 1969 con el descenso del hombre a la superficie lunar. A nivel local, se construyeron las primeras tres estaciones, participando en todos esos acontecimientos, y finalizando la década se alcanzaba la meta en la que el INTA, con personal español, asumía la responsabilidad de gestión en dichas estaciones.

En los años 70, a pesar de terminar el Programa Apolo, la actividad siguió siendo muy intensa, destacando el ambicioso proyecto Viking que posó dos naves en la superficie de Marte, realizando experimentos biológicos. La Estación de Robledo ampliaba su capacidad para proyectos futuros y más distantes, con una impresionante antena de 64 m de diámetro. Y finalmente se iniciaba “El Gran Viaje” de los Voyagers para explorar los lejanos y gigantescos planetas exteriores.

La década de los 80 fue una época difícil por la crisis en la NASA, con grandes cambios pero sin lanzamientos nuevos interplanetarios. Esto supuso localmente el cierre de dos estaciones, la consolidación de todo en Robledo y drásticas reducciones de la plantilla.

No obstante, la crisis se superó en parte gracias al largo viaje de la misión Voyager, con resultados espectaculares en la exploración de los cuatro planetas gigantes y llegando a Neptuno en 1989. También, los períodos más tranquilos entre un planeta y el siguiente, se aprovecharon para realizar muy importantes cambios en las infraestructuras de la Red, con más y mejores antenas.

La recuperación se inició en los años 90, con el retorno a Júpiter, Venus y Marte, además de otras muchas misiones. En particular y después de 20 años, la exploración de Marte se reiniciaba de forma sistemática, aprovechando en lo posible las ventanas de lanzamiento que se presentan cada poco más de dos años.

Por otro lado, el difícil proceso de reducción de plantilla pasado, provocó en parte que el INTA creara una sociedad mercantil, INSA, traspasando parte de sus funciones y todo el personal de las estaciones. Pasado el período algo revuelto de la transición, se volvió a la normalidad y a satisfacción de la NASA.

Los primeros años del nuevo milenio se mencionan de forma somera para cerrar la obra en 2008, ya que los hechos recientes necesitan un período de sedimentación para entrar en la historia. Sería interesante que alguien, dentro de unos años, continuara esta labor.

Para finalizar, comentar que la obra ha sido prologada por Don Manuel Bautista Aranda, primer Director del Complejo, ex-Director General del INTA y uno de los protagonistas, desde el primer momento, de la historia relatada en esta obra. También es interesante resaltar la gran cantidad de fotografías y gráficos utilizados para ayudar a aclarar muchos de los temas tratados.

Adjuntamos el video de la presentación del libro en el COIIM en 2011.

Presentación libro Estaciones de la Nasa cerca de Madrid: 45 años de Historia. COIIM 2011. (YouTube – 1:03:45.)

Bookmark and Share

Efemérides relacionadas con el Programa Apolo para este año 2012

4 enero 2012

Durante este año 2012, que ahora comienza, van a tener lugar las siguientes conmemoraciones relacionadas con el Programa Apolo y con la exploración de la Luna:

Bookmark and Share